domingo, 29 de mayo de 2016

OKTOBERFEST


Mi Host Family siempre me decía que fuera a München, ellos no entendían como estando tan cerca yo nunca iba, y es que la verdad nunca me intereso, pero para el Oktoberfest sí que quería ir, me había comprado mi Dirndl unos meses atrás, y también le había dicho a mi novio que teníamos que ir juntos.

Por esas fechas él estaba visitando a sus papás al otro lado del país y el plan era que regresara a finales de septiembre para ir al Oktoberfest y para celebrar nuestro aniversario. Que por cierto para las que no sepan, el Oktober se celebra durante  las últimas semanas de septiembre hasta el primer fin de semana de octubre; y digo que celebrar nuestro aniversario porque aunque somos oficialmente novios desde febrero de 2014, nuestra relación comenzó desde el día que nos conocimos ósea el 23 de septiembre (así lo haya negado acá en el blog), y para mi esa fecha es mucho más especial.
Así que ese era el plan, yo ya le había dicho a mis amigas que yo quería ir con él, pero que si querían podíamos ir todos juntos, pero fuera como fuera yo lo iba a esperar hasta que el llegara otra vez a Bayern.

Se suponía que el llegara a más tardar para el fin de semana del 20, pero no fue así.




No se vayan a poner bravas con él, en ningún momento quiso dejarme plantada y que me perdiera el Oktoberfest, simplemente paso algo que se le salió de las manos. El me aviso con tiempo y fui con mis amigas aunque la verdad no lo disfrute mucho que digamos, no estuvo mal, la pase bien, pero la habría pasado mucho mejor con él o al menos en unas circunstancias diferentes.

Hay muchas personas a las que no le gusta ir y la verdad entiendo porque y es que hay muchísima muchísima gente, afuera de las tiendas no hay donde sentarse, si estás cansado o te sientas en una esquinita o te vas a una montañita de pasto que hay,  que por cierto está llena de borrachos, hay gente que se cae de borracha en el camino, entrar a las tiendas es bastante complicado si no se llega temprano o se tiene reservación y más aún si vas con un grupo relativamente grande, además que todo es carísimo, y cuando digo lo de llegar temprano, me refiero a más de media hora antes de que abra, porque en el instante que abren ya se llenó.
Pero aun con todas estas cosas “malas” que a la larga no son tan malas, el ambiente es único y hay muchísimas cosas para ver, casi todo el mundo se va vestido con Lederhose y Dirndl, las mujeres se ven preciosas y la verdad es entretenido.


No nos quedamos mucho tiempo, luego nos fuimos a dar una vuelta por la ciudad y ese fue básicamente todo el dia, como les dije la ciudad en si a mí no me llama la atención, para mi es una ciudad como cualquier otra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario